8 de febrero de 2016

Blog

Y de qué manera valió la pena aguantar la nevada con tal de estar en el paraíso de los pianos acústicos!!. 🎹